IKEA indemniza familia niño murió aplastado por mueble

CALIFORNIA.- El fabricante de muebles sueco IKEA pagará 46 millones de dólares a la familia de un niño de este Estado de la Unión Americana  que murió después de ser aplastado por uno de sus aparadores.

Jozef Dudek tenía dos años cuando murió en mayo de 2017 después  que un mobiliario de IKEA Malm cayera en su cuello, lo que provocó lesiones que lo asfixiaron, según los abogados de la familia.

Feldman Shepherd, la firma legal que representa a la familia Dudek, precisa en un comunicado que el pago es el mayor acuerdo de muerte por negligencia relacionado con un niño, en la historia de Estados Unidos.

Tras el incidente y la consecuente demanda judicial por daños  y perjuicios, IKEA  dispuso el cierre y  traslado de su único taller de fabricación de mobiliarios  que funciona en  California a otro país de Europa.

Un portavoz de IKEA confirmó el acuerdo de 46 millones de dólares, quien también dijo que la compañía presentó una disculpa por el lamentable incidente.

“Si bien ningún acuerdo puede alterar los trágicos eventos que nos trajeron aquí, por el bien de la familia y todos los involucrados, estamos agradecidos de que este litigio haya llegado a una resolución”, dijo el  portavoz de  IKEA citado por CNN.

Se recuerda que en el  2016, IKEA pagó 50 millones a las familias de otros tres niños que habían sido muertos debido las cómodas de Malm y acordaron rediseñar el producto con estándares de seguridad más altos.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*