Presidente de El Salvador les sigue dando cátedras a otros de A. L.

SAN SALVADOR.- El presidente de El Salvador les ha venido dando cátedras a muchos otros mandatarios de América Latina y el Caribe,  por su manera de enfrentar los problemas de su país sin miramientos, contemplaciones ni temores.

Y en el caso del coronavirus,  el presidente Nayib Bukele también ha sido exitoso, pues  hasta la fecha solo 8 salvadoreños han fallecido y penas 323 se han infectado.

Pero los mayores elogios en su país y en muchos otros los ha recibido por su valentía de enfrentar a los pandilleros a quienes dispuso que sean colocados en celdas oscuras junto a «sus amigos de la otra pandilla», escribió en su cuenta de Twitter el presidente salvadoreño.

Una crónica del portal Telemundo destaca que Bukele ordenó  sellar las celdas de los pandilleros con el fin de evitar que puedan «comunicarse con señas», suspendió todas las actividades en las prisiones, dispuso un aislamiento total por 24 horas, que junten  a miembros de diferentes pandillas en una misma celda y como extrema medida, que usen la fuerza letal contra los pandilleros en caso de ser necesario.

«En la calle, seguimos capturando a todos los cabecillas de las tres pandillas, ellos irán a esas celdas selladas», escribió Bukele en la misma red social, agregando que  «el pandillero que ponga resistencia será abatido con fuerza proporcional y posiblemente letal por nuestra fuerza pública».

No obstante, en los últimos días se ha experimentado un repunte en los homicidios del país centroamericano y según datos oficiales durante el fin de semana se reportaron 58 muertes, lo que constituye la jornada más violenta desde que Bukele ascendió al poder el 1 de junio de 2019.

No obstante, no todos lo apoyan en esas medidas, como Guadalupe Correa-Cabrera, especialista en organizaciones de crimen transnacionales y académica de George Mason University, quien sostiene que  «esta actitud punitiva, de mano dura, se implementó a principios de siglo pero solo promovió más muertes y extendió el modelo de las pandillas».

Según el Informe Mundial sobre Prisiones, una base de datos del Instituto de Investigación de Política Criminal de la Universidad de Londres, el sistema penitenciario salvadoreño tiene capacidad para albergar a 18,051 prisioneros, pero posee una población carcelaria de 38,114 reclusos (de los cuales unos 12,862 son pandilleros, según datos oficiales).

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*